Tras el recuento en 304 de 382 distritos, los británicos optaron por abandonar la Unión Europea. Los analistas indican que el sentimiento en contra de la UE ha sido sorpresivamente fuerte en ciudades del norte de Inglaterra, que han sufrido un fuerte golpe por el declive industrial y el desempleo.

________________________________________________________________________________________________________________________________

La decisión de permanecer en la UE sólo se impone con clara mayoría en Londres y Escocia. En otras regiones del Reino Unido, aunque también en Irlanda del Norte y Gales, la victoria del “Brexit” es arrasadora.

La cadena británica BBC y el canal de noticias Sky News pronosticaron una victoria de los partidarios de la salida del Reino Unido de la Unión Europea (“Brexit”), cuando ya fueron relevados 363 lugares de votación sobre un total de 382.

Según el pronóstico de la BBC, un 52 por ciento de los británicos votó a favor de salir de la UE, contra un 48 por ciento que se inclinó por la permanencia.

Los mercados financieros reaccionaron negativamente y la libra cotiza en su mínimo nivel de los últimos 30 años.

La UE enfrenta una de las crisis más severas de su historia. De confirmarse el resultado, el Reino Unido tendrá un plazo de dos años para negociar los términos de su salida. No está claro aún cuál es el futuro del Gobierno del primer ministro David Cameron.

La mayor parte de las ciudades del noreste del país arrojaron un resultado favorable a salir del bloque comunitario, mientras que Escocia votó mayoritariamente por continuar en la unión. La concurrencia electoral fue superior al 70 por ciento.

Varias áreas de Londres también se volcaron hacia la permanencia en la UE, con una mayoría de hasta el 79 por ciento en distritos como Lambeth, en el sudeste de la capital británica.

Por el contrario, los votos a favor del “Brexit” alcanzaron un 76 por ciento en ciudades como Boston, al este del Reino Unido, una ciudad comercial con la proporción nacional más alta de migrantes del este europeo, según un censo del 2011.

“Ahora me atrevo a soñar que el amanecer de un Reino Unido independiente está naciendo”, dijo en Twitter el líder del partido euroscéptico UKIO, Nigel Farage, cuando ya se habían contado más de la mitad de los votos.

La primera encuesta a boca de urna publicada hoy por YouGov tras el cierre de los centros de votación indicó que la mayoría de los británicos había votado por la permanencia del Reino Unido en la UE.

Según el sondeo, el 52 por ciento había votado por la permanencia, mientras que el 48 por ciento apoyó la salida del bloque (“Brexit”).

Entre los primeros resultados conocidos estuvo el de Gibraltar. En ese territorio británico de ultramar se votó de forma casi unánime a favor de permanecer en la UE, con un 95,9 por ciento.

“Gracias a todos los que votaron a favor de que Reino Unido sea más fuerte, más seguro y mejor en Europa”, escribió en Twitter el primer ministro británico, David Cameron, apenas cerrada la votación.

Sin embargo, los primeros resultados de las ciudades industriales del norte del país estropearon el optimismo del bando de Cameron y animaron a los simpatizantes y políticos conservadores que están a favor de salir de la UE.

En la ciudad de Sunderland, al noreste del país, 61 por ciento de los votantes se pronunciaron a favor del “Brexit” contra un 39 por ciento que decidió que el Reino Unido permanezca en la UE. En la cercana South Tyneside, un 62 por ciento votó por dejar el bloque.

En Newcastle ganaron los partidarios de seguir en la UE, aunque no con la ventaja esperada. Un 51 por ciento votó a favor de que el Reino Unido continúe en la UE, contra un 49 por ciento que se pronunció en contra.

La campaña por el “Brexit” liderada por el partido conservador UKIP argumentó a favor de una salida de la UE como la única salida para proteger la soberanía del Reino Unido.

“Claramente está muy peleado (pero) creo que la (campaña por la) permanencia podría conseguirlo”, dijo Farage pasada la medianoche a la cadena Sky News. Previamente había concedido de manera implícita una derrota de su bando.

Farage dijo que el efecto más importante del referéndum británico es que a partir de ahora otros países comenzarán a dudar de la UE.

“Ganemos o perdamos esta batalla, ganaremos la guerra”, agregó.

Tras una reacción inicial positiva, los mercados también reaccionaron negativamente a los primeros resultados favorables al “Brexit”.

NOTICIAS RELACIONADAS