Este jueves, Alí Akbar Velayatí, consejero en política internacional del líder supremo de Irán, el ayatolá Alí Jameneí, aseguró que su país no cederá a las “inútiles” amenazas estadounidenses de “una persona inexperta” respecto a su programa armamentístico.

“Esta no es la primera vez que una persona inexperta amenaza a Irán (…) El Gobierno estadounidense comprenderá que amenazarnos es inútil“, aseveró Velayatí a la agencia Fars News Agency, citada por Reuters.

“Irán no necesita permiso de ningún país para defenderse a sí mismo”, agregó.

Las palabras del consejero responden a las declaraciones de la Casa Blanca, que advirtió a Irán de las represalias por las pruebas de un misil balístico, una acción que Washington considera desestabilizadora y “muy provocativa”.

Al mismo tiempo, el presidente de EE.UU., Donald Trump aseguró que “no hay nada fuera de la mesa” con respecto a las represalias de EE.UU. por las recientes pruebas con misiles balísticos iraníes. El presidente estadounidense respondió de esta forma a los medios de comunicación tras ser indagado sobre posibles opciones militares en contra de la República Islámica.

Este miércoles, el ministro de Defensa de Irán, Husein Dehkan, confirmó que Teherán realizó dicha prueba el pasado 29 de enero, subrayando que el lanzamiento no contradice el Plan de Acción Integral Conjunto (PAIC) ni tampoco la resolución 2231 del Consejo de Seguridad de la ONU.

Contundente respuesta de Pionyang a las declaraciones de EU sobre el THAAD

norcorea

El líder norcoreano. Reuters

EE.UU. debería “desmantelar los armamentos nucleares desplegados en Corea del Sur, que representan una amenaza a la seguridad de la República Popular Democrática de Corea”, reza un comunicado publicado por el Comité Nacional para la Paz de Corea del Norte citado por TASS. El representante del organismo ha criticado a Corea del Sur, que “junto con EE.UU. participa en maniobras militares contra Pionyang y dio su consentimiento al despliegue en su territorio de sistemas de defensa antimisiles THAAD“.

Las autoridades de EE.UU. y Corea del Sur tendrían que “poner fin a las afirmaciones infundadas sobre la desnuclearización unilateral del Norte y sobre la mítica amenaza que supone Corea del Norte, así como publicar información sobre las armas nucleares estadounidenses presentes en territorio surcoreano e iniciar su desmantelamiento”, según un comunicado.

El representante del Comité ha advertido que la República Popular Democrática de Corea, como potencia nuclear, “dará pasos para fortalecer sus capacidades defensivas mientras EE.UU. y sus vasallos sigan amenazando y chantajeando a Pionyang y llevando a cabo maniobras militares”.

El comunicado ha sido publicado tras las negociaciones del Gobierno surcoreano con el secretario de Defensa de EE.UU., James Mattis, que se celebraron en Seúl. “Cualquier ataque contra EE.UU. o nuestros aliados será derrotado, y cualquier uso de armas nucleares tendrá una respuesta eficaz y aplastante“, afirmó Mattis, durante su intervención en el Ministerio de Defensa surcoreano.

  • El año pasado Corea del Norte llevó a cabo dos pruebas nucleares y lanzó más de 20 misiles balísticos.
  • En marzo de 2016 el Consejo de Seguridad de la ONU aprobó por unanimidad las sanciones más duras contra Corea del Norte en 20 años. Esta medida llegó en respuesta a la prueba nuclear y el lanzamiento de un cohete con un satélite realizados por Pionyang.
  • A principios de enero de 2017 Pionyang anunció sus planes de realizar el lanzamiento de un misil balístico intercontinental.