La Habana

El primer vicepresidente de Cuba, Miguel Díaz-Canel, posible heredero de Raúl Castro, apostó el domingo por la “continuidad” del socialismo y la Revolución ante el relevo generacional en el poder que se dará en el país a partir de febrero del 2018, cuando el actual mandatario abandone la presidencia.