“Me llevo la satisfacción de no haber permanecido mudo ante la violación de los derechos humanos y divinos de mi madre la Iglesia”, aseguró el cardenal en una carta fechada hoy. El Episcopado Mexicano expresó su “alegría” por el nuevo nombramiento.

_____________________________________________________________________________________________________________________________

NOTICIAS RELACIONADAS