Jared Kushner, un secretario de Estado fantasma, explica. La relación con el yerno no nos va a salvar, advierte académico

 _________________________________________________________________________________________________________________________________

Washington.

El diario The Washington Post señaló que Jared Kushner, asesor y yerno del presidente estadunindense Donald Trump, no tiene experiencia diplomática formal, pero se ha convertido en el principal punto de contacto para presidentes, ministros y embajadores de más de 20 países, contribuyendo a abrir el camino para acuerdos. Las comunicaciones no oficiales de Kushner con México lo hacen parecer un secretario de Estado fantasma.

El rotativo respalda la versión sobre la presencia de Luis Videgaray en la Casa Blanca, luego de que CBS dio a conocer que el secretario de Relaciones Exteriores de México ayudó a rescribir el discurso de Donald Trump el día que dio a conocer la orden ejecutiva de construcción del muro:

“La escena en la Oficina Oval fue notable: el secretario de Relaciones Exteriores de México Luis Videgaray –el mismo país que el candidato republicano había convertido en una piñata en su campaña– se reunió con Trump y Kushner, debatieron lo que el presidente diría en un discurso más tarde ese mismo día cuando ordenó la construcción de un muro en la frontera entre Estados Unidos y México.”

Videgaray y Kushner, dice el Post, concluyeron que las declaraciones, tal como estaban redactadas, harían retroceder la frágil relación entre ambos países por lo que instaron a Trump a suavizar su lenguaje sobre México. Los tres llegaron a un acuerdo, según funcionarios estadunidenses y mexicanos.

Trump accedió a afirmar que un México fuerte favorece los intereses de Estados Unidos.

En la Ciudad de México esa tarde, el 25 de enero, los funcionarios dieron la bienvenida a los comentarios de Trump como la declaración más alentadora que había dado hasta la fecha sobre México y celebraron a Kushner como una influencia moderada.

Pero la victoria de Videgaray y Kushner fue de corta duración, fueron tan fuertes los vientos políticos antiTrump en México que Peña Nieto se sintió obligado a declarar a la televisión que México nunca pagaría por el muro fronterizo. Esto enojó al presidente de Estados Unidos, quien tuiteó a las 8:55 horas de la mañana siguiente que él y Peña Nieto deberían cancelar su próxima cumbre si México se rehusaba a pagar por el muro.

Peña Nieto canceló la visita y en una breve llamada telefónica instruyó a Videgaray, que estaba en la Casa Blanca para otra ronda de reuniones, a regresar a México; la misión fue abortada.

Por otra parte, Rafael Fernández de Castro, profesor del ITAM en la Ciudad de México explicó: Videgaray tiene a su favor una estrecha relación con Jared Kushner, y eso abre un canal directo de comunicación con Trump, pero añadió que el yerno no nos va a salvar.

Bill Richardson, un demócrata que es ex gobernador de Nuevo México y embajador de Estados Unidos ante la Organización de Naciones Unidas, dijo que la relación entre Estados Unidos y México está en su punto más bajo en generaciones, las amenazas de pagar por el muro, las amenazas de renegociar el TLCAN, las amenazas de la cuota de importación han alimentado un nacionalismo en el pueblo mexicano que va a dar al presidente Peña Nieto muy poco espacio para maniobra, dijo Richardson.