Bolsonaro reduce personal, afecta a indígenas y a la comunidad LGBT

January 3, 2019 - por

Bolsonaro reduce personal, afecta a indígenas y a la comunidad  LGBT

Tras la posesión de Jair Bolsonaro el 1 de enero como el 38º presidente del gigante sudamericano, el flamante mandatario tomó algunas decisiones con las que busca imprimir su estilo de Gobierno. Te contamos cuáles son las que causaron más controversia.

Bolsonaro comenzó a cumplir sus promesas de campaña. Algunas de sus primeras medidas de Gobierno afectaron el salario mínimo de los brasileños, la demarcación de las tierras indígenas y a la comunidad LGBT.

Además: Gobierno Bolsonaro dirá “basta” a ideas socialistas y comunistas

Aquí las cinco medidas más controversiales:

  • El salario mínimo para 2019 aumentó en 44 reales (11,7 dólares), para alcanzar los 998 (266 dólares), un valor menor al previsto por el saliente Gobierno de Michel Temer (1.006 reales, 268 dólares).
  • Se realizaron 320 despidos de la Jefatura de Gabinete. Ahora cada empleado pasará por un proceso de entrevistas y análisis para rever la posibilidad de volver a ser contratados. No serán considerados aquellos que hayan iniciado sus funciones durante las presidencias de Luiz Inácio Lula da Silva (2003-2001) y Dilma Rousseff (2011-2016).
  • La reducción del Gabinete, que pasó de 29 carteras a 22, significó el descarte de los ministerios de Trabajo, Cultura, Deportes, Ciudades, Seguridad Pública, de Desarrollo, Industria y Comercio Exterior, Transportes, Puertos y Aviación Civil. Todos ellos fusionados a otras dependencias.
  • Decretó que la identificación, delimitación, demarcación y registro de tierras ocupadas por indígenas pasará a manos del ministerio de Agricultura, donde se hacen fuertes los intereses de los agronegocios. Hasta ahora esas funciones las cumplía la Fundación Nacional del Indio (FUNAI), una dependencia del ministerio de Justicia.

También: Canciller de Bolsonaro promete luchar contra el “globalismo”

  • La comunidad lesbiana, gay, bisexual y transexual (LGBT) ya no será beneficiaria de políticas y programas impulsados por el ministerio de la Mujer, de la Familia, y de los Derechos Humanos.