Cae el coyote que reclutó a marines estadounidenses para traficar personas por la frontera de México

February 6, 2020 - por

Cae el coyote que reclutó a marines estadounidenses para traficar personas por la frontera de México

Militares estadounidenses vigilaban la frontera entre California y México. Crédito: Sandy Huffaker/Getty Images

__________________________________________________________________________________________

Más de 20 militares de San Diego fueron arrestados el verano pasado por tráfico de personas y otros cargos. Las autoridades le seguían la pista a una célula de coyotes dentro de la Infantería de Marina.

___________________________________________________________________________________________________________

LOS ÁNGELES

Agentes federales arrestaron hace unos días a un presunto traficante de personas acusado de reclutar a varios infantes de Marina y ciudadanos estadounidenses para que transportaran indocumentados en la frontera entre California y México.

El detenido, Francisco Saúl Rojas Hernández, está relacionado con una investigación militar que el verano pasado condujo al arresto de 23 marines en una base de San Diego. Ellos enfrentaban una serie de cargos por tráfico de personas, distribución de drogas y delitos relacionados con armas de fuego.

Al momento seis infantes de Marina ya se declararon culpables en tribunales marciales, otros cuatro están en proceso de ser juzgados y los trece restantes fueron exonerados por un juez que determinó que sus arrestos fueron ilegales.

Rojas Hernández, el supuesto coyote, fue detenido por agentes federales el pasado 22 de enero en Solano Beach, a 28 millas al sur de la base militar a la cual estaban asignados sus presuntos cómplices. Lo acusan de conspirar con soldados y ciudadanos estadounidenses para transportar indocumentados.

Desde julio de 2019, tanto el Servicio de Investigación Criminal Naval (NCIS), como la Patrulla Fronteriza, comenzaron a investigar una célula de traficantes de personas dentro de la Infantería de Marina en el sur de California. Esto llevó hasta Rojas Hernández, quien fue señalado por varios detenidos como el principal operador del grupo y quien les pagaba por mover a los migrantes.

Los primeros que lo delataron fueron los marines Byron Darnell Law II y David Javier Salazar Quintero. Ellos fueron detenidos la mañana del 3 de julio de 2019 en la carretera 8, en San Diego. Llevaban a tres mexicanos sin papeles en la parte trasera de un auto compacto de color negro.

Al ser interrogados, Law y Salazar Quintero confesaron que un sujeto llamado ‘Rojas’ los había “reclutado y organizado la operación de tráfico de personas”. Cuando le mostraron una foto del coyote, uno de los militares lo identificó plenamente.

Ambos soldados dijeron que ‘Rojas’ los había contactado por la red social Snapchat y que les había ofrecido 8,000 dólares para recoger a unas personas en la frontera y llevarlos a un sitio no identificado.

A mediados de septiembre, Joel Chávez Márquez, quien fue arrestado por agentes de la Patrulla Fronteriza mientras transportaba a dos indocumentados en la cajuela de su vehículo, declaró que “un individuo llamado ‘Rojas’ organizó la operación de tráfico de personas y que le pagaría 1,000 dólares”, señala la acusación federal.

Chávez Márquez también dijo que ‘Rojas’ le dio 40 dólares para que comprara gasolina y le pidió que fuera a Jacuma, una comunidad que colinda con la frontera con México y donde suelen operar bandas de traficantes de personas, para recoger a los migrantes.

Seis casos vinculados a ‘Rojas’

La noche del 13 de enero, otro operativo en la frontera puso tras las rejas a Brandon Jordan, un ciudadano estadounidense que manejaba a exceso de velocidad por la carretera 80 en Jacuma.

Cuando lo detuvieron oficiales fronterizos encontraron a dos mexicanos indocumentados escondidos en la cajuela de su coche. Este hombre confesó que Rojas Hernández “le ofreció dinero a cambio de transportar a personas de Jacuma a El Cajon”, a 16 millas del centro de San Diego.

Como parte de la investigación, otros choferes reclutados por Rojas Hernández fueron detenidos el 19 de agosto, el 14 de septiembre y 19 de septiembre y el 5 de diciembre de 2019, según la Fiscalía.

Documentos judiciales indican que la Patrulla Fronteriza lo vinculan con al menos seis casos relacionados con el tráfico de personas entre julio de 2019 y enero pasado, aunque creen que hay más cómplices.

Las autoridades alegan que el coyote se comunicaba con sus choferes usando celulares prepagados y a través de Snapchat.

Un juez emitió el 20 de enero una orden de arresto contra Rojas Hernández, quien fue detenido por agentes federales dos días después. Se le impuso una fianza de 20,000 dólares.

En años recientes, varios efectivos de las Fuerzas Armadas de EEUU han sido enjuiciados por transportar indocumentados en California y Texas. Su modus operandi fue similar: usaron sus uniformes y credenciales para tratar de cruzar retenes fronterizos, y llevaban a los migrantes en los asientos traseros de sus autos.

El Servicio de Investigación Criminal Naval informó que durante la madrugada del pasado 2 de diciembre otro marine asignado a la base Camp Pendleton de San Diego había sido arrestado por tratar de cruzar migrantes por la garita de San Ysidro, California. No se revelaron más detalles del caso.