Como director de Pemex, Emilio Lozoya cobraba hasta 50 mil pesos por audiencia solicitada

April 16, 2019 - por

Como director de Pemex, Emilio Lozoya cobraba hasta 50 mil pesos por audiencia solicitada

Santiago Nieto saliendo de la Fepade, en marzo pasado. Foto José Antonio López.

Saltillo, Coah. 

Emilio Lozoya Austin cobraba por lo menos 50 mil pesos a quienes pretendían entrevistarse con él para tratar asuntos personales o de Petróleos Mexicanos (Pemex), empresa que dirigió entre 2012 y 2016, aseguró el titular de la Unidad de Inteligencia Financiera de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público, Santiago Nieto Castillo, quien estuvo en Saltillo para firmar con el gobernador Miguel Riquelme un convenio de intercambio de información financiera para alertar sobre delitos como lavado de dinero.

Puso el ejemplo de Lozoya durante una conferencia en la Academia Interamericana de Derechos Humanos, luego del evento con el gobernador, a manera de dimensionar la corrupción vigente en el pasado sexenio, en el cual fungió como titular de la Fiscalía especializada en atención de delitos electorales.

Indicó que el gobierno de Andrés Manuel López Obrador “congeló” 3 mil 400 millones de pesos y 38 millones de dólares por operaciones ilícitas, y urgió a los gobiernos estatales a poner en marcha la estrategia federal para detener el lavado de dinero.

“Si no hay coordinación, intercambio de información y documentación, no vamos a avanzar porque los delincuentes están bien organizados, dijo.

Aseguró que la corrupción en México no es problema menor, pues al iniciar el sexenio de Enrique Peña Nieto, México ocupaba el lugar 72 de percepción en el índice de corrupción, y la administración terminó en el lugar 138, de entre 180 países evaluados.

Añadió que México en 2017 se acercó a países más corruptos como Somalia y se alejó de Finlandia, Nueva Zelanda, Dinamarca, que son los menos corruptos. “Falta engranaje adecuado de los sistemas anticorrupción para enfrentar la problemática, sobre todo, esta dificultad de que los diseños normativos se traduzcan en diseños eficientes, eficaces, para la consecución de los fines de instituciones”, expresó.