Narcomantas atribuyen a la banda Los Salazar la muerte de la corresponsal de La Jornada, Miroslava Breach, y la violencia en el sur de Sonora

July 20, 2019 - por

Narcomantas atribuyen a la banda Los Salazar la muerte de la corresponsal de La Jornada, Miroslava Breach, y la violencia en el sur de Sonora

Compañeros de la periodista de La Jornada, Miroslava Breach, quien fue asesinada el 23 de marzo de 2017. Foto Cuartoscuro

Al menos nueve mantas atribuidas a un grupo delictivo que ha querido ingresar a Sonora fueron colocadas en ciudades de esta entidad con textos en los que se acusa al grupo delictivo de Los Salazar por el crimen de la corresponsal del diario La Jornada en Chihuahua, Miroslava Breach Velducea, así como de la violencia en el sur de Sonora, principalmente en los municipios de Hermosillo, Guaymas, Empalme, Cajeme y Navojoa; así como en la Sierra.

“Señora gobernadora (de Sonora) Claudia Pavlovich y señor secretario de Seguridad (Pública) Alfonso Durazo, quienes están ordenando las ejecuciones en Cajeme, así como matar a los policías es orden de Don Adán, Alfredo y Krispin Salazar, encargados de mover la cocaína de México a los Estados Unidos, generadores de la violencia en Chihuahua en contra de funcionarios y policías, también giraron instrucciones a sus sicarios para asesinar a la periodista Miroslava Breach en ese estado”, dice el mensaje con fotografías de los señalados al calce.

Tres de los mensajes, en color blanco con letras negras y rojas para destacar los nombres, fueron colgados antes del amanecer en puntos estratégicos de Empalme, dos en Guaymas, dos en Hermosillo y también un par en Cajeme.

El 23 de marzo de 2017 fue ultimada a balazos la periodista Miroslava Breach Velducea, mientras esperaba a su hijo en su vehículo para llevarlo a la escuela; ella había revelado nexos entre políticos de distintos partidos con el grupo criminal de Los Salazar que pretende expandirse de Sonora hacia Chihuahua.

Los Salazar son un grupo criminal socios del cártel de Sinaloa, a quien se atribuye el asesinato de Javier Valdez Cárdenas, perpetrado el 15 de mayo de 2017 en Culiacán, Sinaloa.

El presente año ha sido uno de los más violentos en la historia de Sonora con ejecuciones todos los días, principalmente en el municipio de Cajeme y el Valle del Yaqui; además, en Guaymas han asesinado a una decena de policías municipales y comandantes de agencias ministeriales.