Nueva protesta masiva en Bielorrusia contra régimen de Lukashenko

October 25, 2020 - por

Nueva protesta masiva en Bielorrusia contra régimen de Lukashenko

Sólo en Minsk, Bielorrusia, se reunieron 100 mil personas para protestar en contra del presidente Alexander Lukashenko. Foto Ap

De acuerdo a la ONG Vesna, más de 100 personas han sido detenidas durante esta última movilización.

____________________________________________________________________________

Minsk. 

Más de 100 mil personas se manifestaron este domingo en Minsk contra el presidente bielorruso Alexander Lukashenko, en el último día de un ultimátum fijado por la oposición para que éste se retire, pues en caso contrario llamará a una huelga general.

Bielorrusia es escenario de protestas sin precedentes contra la reelección considerada fraudulenta, el nueve de agosto, de Lukashenko, quien se mantiene en el poder desde 1994 al frente de un modelo que muchos identifican inspirado en el sistema soviético.

El movimiento opositor sufre desde entonces una constante presión de las autoridades, que ha conducido a la detención o al exilio en el extranjero de todas sus principales figuras.

Las fuerzas de seguridad lanzaron el domingo granadas de dispersión y efectuaron numerosos arrestos, según los canales de Telegram (aplicación de mensajería móvil) de la oposición, en los que se publicaron imágenes de pánico de los manifestantes que huían de la primera línea de la marcha.

Más de cien personas ya habían sido arrestadas durante la tarde, según la ONG defensora de los derechos humanos Vesna.

Como en las manifestaciones precedentes, las estaciones de metro del centro fueron cerradas, para disuadir a la gente que se congregue. Además, el internet móvil quedó limitado.

La principal figura de la oposición bielorrusa, Svetlana Tijanóvskaya, actualmente exiliada en Lituania, lanzó este mes un ultimátum a Lukashenko dándole hasta este domingo para que se retire, bajo la amenaza de convocar una gigantesca manifestación y una huelga general.

“¡Huelga!”, gritaron los manifestantes en repetidas ocasiones durante la protesta en la capital de Bielorrusia.

-Llamado a elecciones –

En ese ultimátum fijado para este 25 de octubre, Svetlana Tijanóvskaya reclama el fin de las presiones policiales y la liberación de todos los “presos políticos”.

La oposición afirma que las elecciones fueron fraudulentas y Tijanóvskaya reivindica la victoria, y pide nuevas elecciones.

Tijanóvskaya tiene el apoyo pleno de la UE y dirigentes como la alemana Angela Merkel o el francés Emmanuel Macron, aunque a raíz de esos respaldos Rusia –aliada de Bielorrusia– y el ejecutivo de Lukashenko denuncian un complot occidental.

La cadena Telegram NEXTA Live, que coordina en parte la protesta, lanzó un llamado a sus dos millones de abonados a congregarse este domingo en el centro de Minsk en este “último día del ultimátum del pueblo”.

NEXTA, basada en Polonia, ha sido colocada esta semana por la justicia bielorrusa en la lista de fuentes “extremistas”.

Tras haber llevado a cabo una dura represión en los días posteriores a las elecciones, las autoridades han amenazado este mes con disparar con balas reales para dispersar a los manifestantes, si “ello fuera necesario”.

Prácticamente desde aquellos comicios, todos los domingos, decenas de miles de bielorrusos toman las calles de la capital, Minsk, y otras ciudades del interior, a pesar de las amenazas de las autoridades.

Esas protestas han dejado desde entonces al menos tres muertos y decenas de heridos.

El jueves, el Parlamento Europeo otorgó el Premio Sájarov de Derechos Humanos a la “oposición democrática” contra el presidente Alexander Lukashenko.

Con el apoyo de Rusia, Lukashenko excluye cualquier concesión importante, prometiendo una vaga reforma constitucional para salir de la crisis y un simulacro de diálogo con los opositores encarcelados.

El sábado, el jefe de la diplomacia de Estados Unidos, Mike Pompeo, conversó telefónicamente con Alexander Lukashenko, para pedir por la liberación y salida del país de un consejero político estadunidense.

Vitali Shkliarov, un experto de la universidad de Harvard que ha asesorado a candidatos presidenciales en Estados Unidos, Rusia y Ucrania, fue detenido el 29 de julio en Bielorrusia –antes de las elecciones del 9 de agosto en ese país– y acusado por las autoridades bielorrusas de organización de acciones que violan el orden público.