Repunte de COVID- 19 en LA posterga la imperiosa necesidad de retornar a clases presenciales, asegura el Superintendente Beutner

September 28, 2020 - por

Repunte de COVID- 19 en LA posterga la imperiosa necesidad de retornar a clases presenciales, asegura el Superintendente Beutner

Superintendente Austin Beutner.

Transcurridos seis meses de que los alumnos -debido a la pandemia- dejaron su aula, es imperiosa la necesidad de volver a clases presenciales. La pérdida de aprendizaje para algunos puede ser significativa. Sin embargo, hay que equilibrar entre las necesidades del saber con la salud y la seguridad de toda la comunidad escolar.

El Superintendente Austin Beutner planteó ese escenario al subrayar que el condado de Los Angeles sigue siendo calificado como púrpura, la categoría mayor de riesgo del estado con lo que se caracteriza como enfermedad generalizada. Además, hay un repunte reciente y preocupante de los casos de COVID-19.

Las autoridades han expresado, agregó, que las escuelas no pueden reabrir antes del 1 de noviembre. “Dependemos de las autoridades sanitarias estatales y locales para establecer y mantener las pautas adecuadas para manejar la situación”, expuso en su informe semanal.

En tanto, puntualizó, el distrito escolar continuará otorgando gratuitamente comidas, se asegurará de que todos los estudiantes y sus familias tengan computadoras y el acceso a internet que requieren para comunicarse con su comunidad escolar.

Además, serán proporcionadas a los miembros de la comunidad escolar las pruebas para detectar COVID-19. Hasta el momento, ya han sido suministradas a 25 mil personas y la meta es que lleguen a 20 mil por día en pocas semanas y luego ascender a 40 mil cuando los estudiantes hayan retornado a los planteles, dijo.

65 MILLONES DE COMIDAS

Beutner informó que esta semana se logrará la distribución de 65 millones de comidas, lo que convierte a este programa del distrito escolar en el más grande de la nación.

Más de una cuarta parte de esas despensas se otorgaron a adultos. “Tienen hambre, están necesitados y nosotros ayudamos porque es lo correcto”.

El funcionario indicó que hasta la fecha el distrito escolar ha financiado ese servicio, que cuesta a razón de 4 dólares cada dotación. También se cuenta con el apoyo de firmas como Soles4Souls y FootLocker, que han proporcionado zapatos a 1,500 niños sin hogar.

“Esta crisis no va a desaparecer y la necesidad es grande. Por favor, encuentre una manera de ayudar”, planteó.

INSCRIPCIONES

También hizo saber que los patrones generales de inscripción en las escuelas son consistentes con los años anteriores. Las mayores diferencias son los aumentos en la inscripción en cuarto y quinto grado y en la escuela secundaria y una disminución en el jardín de niños y en el jardín de niños en transición.

El Superintendente se enfocó en los niños de primer grado, que en un 93% asisten a clase cada día, en comparación con el aproximadamente 96% durante el mismo período del año anterior. Habló de los problemas de esos alumnos en cuanto asistencia y evaluaciones, lo que pone de manifiesto la urgente necesidad de volver a las aulas.

Los niños que aprenden inglés, los que tienen diferencias de aprendizaje, con discapacidades, los que luchaban en el aula antes de que cerraran, se enfrentan a desafíos con el aprendizaje.

RESPUESTA A PREGUNTAS

Beutner abordó preguntas frecuentes sobre el programa de regreso a  la escuela:

¿Se están limpiando las escuelas? ¿Hay equipo de protección personal en las escuelas y en las aulas?

Las aulas y las instalaciones se limpian electrostáticamente de arriba a abajo, los sistemas de filtración de aire se han actualizado con el equivalente de las membranas N-95, se proporciona equipo de protección personal a todas las personas en el campus o en un aula y las instalaciones han sido reconfiguradas para mantener a todos en una escuela a una distancia más segura. Cuando los estudiantes regresen, se mantendrán en pequeñas grupos estables.

¿Con qué frecuencia me haré la prueba?

Todos los estudiantes y el personal recibirán una prueba inicial de referencia en algún momento en las próximas semanas. Después de esta primera prueba, todos serán probados periódicamente sobre la base de los consejos de nuestros socios científicos. También se ofrecerán pruebas a los miembros de la familia de aquellos que dan positivo o muestran síntomas para el virus. Estas pruebas iniciales antes de que las escuelas reabrieran proporcionar información valiosa sobre la prevalencia en las comunidades a las que servimos. Ayudarán a reducir la propagación de la enfermedad identificando a las personas con el virus para que puedan mantenerse separadas de otras. Ganaremos una valiosa experiencia en el funcionamiento del programa de pruebas y ayudaremos a fomentar la participación de todos en la comunidad escolar a medida que planificamos eventual reapertura de los campus escolares.

Inmediatamente antes de regresar a la escuela, todos los estudiantes y el personal recibirán una prueba de regreso a la escuela. Entonces todos los estudiantes y el personal continuarán siendo parte de un programa de pruebas periódicas.

¿Cómo funciona la prueba?

El proceso es simple. Una persona hace una cita en línea en uno de los muchos centros de pruebas en las escuelas. A su llegada, hay un proceso de “check-in” rápido y luego un médico le ayudará a supervisar las pruebas. Se tarda menos de 10 minutos para terminar.

Si bien recomendamos el uso de los hisopos nasales, cualquier individuo puede elegir una prueba de esputo si lo prefiere. Ambas pruebas son lo que se conoce como pruebas de PCR, el estándar de oro para las pruebas COVID. Identifican el material genético del virus que causa COVID y determina si la persona tiene una infección activa, independientemente de si presenta o no algún síntoma.

Los resultados se proporcionarán a la persona que realiza el examen, o a su familiar, dentro de las 24- 36 horas. Todos los resultados se mantendrán confidenciales y la información se mantendrá en una base de datos separada y segura. Sólo se compartirá con los científicos, administradores y autoridades sanitarias correspondientes.

¿Cuál es el rol de la aplicación y cómo está conectado a la prueba?

Microsoft está creando una aplicación que estará disponible a principios de octubre para ayudar a unir todas las partes del programa.

Todos los estudiantes, el personal y los visitantes utilizarán la aplicación para ser admitidos en un campus muy similar a uno utiliza un boleto electrónico para asistir a un juego de los Dodgers o para subirse a un avión en LAX. La aplicación se enviará por correo electrónico y texto a todos en la comunidad escolar y se puede descargar en cualquier dispositivo móvil u ordenador, incluyendo los dispositivos informáticos que el distrito escolar ha proporcionado a los estudiantes.

La aplicación comienza con una comprobación rápida y automática de los síntomas de salud. Una persona que prueba negativo para COVID-19 puede utilizar la aplicación para completar una encuesta de salud diaria y se le proporcionará un Pase Diario que les permita regresar a las escuelas.

Eso suena caro. ¿Cuánto va a costar todo esto?

Estimamos que el costo, incluyendo la Aplicación y todas las partes del programa de pruebas y rastreo de contactos, será de aproximadamente $300 por estudiante durante todo el año escolar, o alrededor de $150 millones en total.

Pongamos esto en contexto. El estado de California ofrece a las escuelas públicas alrededor de $17,000 al año para invertir en un niño. En cualquier medida que sea inadecuada y los síntomas han sido bien cronificados: tamaños de clase demasiado grandes, la falta de una enfermera de tiempo completo en las escuelas, bibliotecas escolares sin bibliotecarios y la falta de computadoras y tecnología necesario para el aprendizaje en línea, por nombrar sólo unos pocos.

Pero $300 tiene sentido cuando uno considera lo importante que es traer a los primeros clasificados de vuelta a las aulas.

Pero esto no es una pregunta de dólares y centavos. Se trata de nuestros valores como sociedad. El imperativo moral es ayudar no sólo a los estudiantes de primer grado, sino a que todos los estudiantes regresen a las escuelas de la manera más segura posible.

Echemos un vistazo más de cerca a los costos detallados de este programa. El costo total será un poco más de $30 por prueba. Tenga cuidado al comparar este esfuerzo con los de otras agencias.

Los $30 son para todo: costos de laboratorio, enfermeras y administradores de pruebas, logística y operaciones, informes y análisis de datos, y participación de la comunidad y rastreo de contactos.

Esto no sucedió por accidente. Tuvimos un equipo en el distrito escolar , junto con expertos científicos y legales externos, revisamos cuidadosamente todos los posibles proveedores de pruebas durante un período de varios meses. Evaluaron muchos laboratorios, buscando los que podrían proporcionar un volumen suficiente de pruebas, con resultados oportunos, a un precio que haría que el programa fuera factible.

El distrito escolar se puso creativo y eligió una empresa emergente, SummerBio, para ser el principal proveedor de pruebas. Hasta ahora está funcionando. Ya han sido probadas más de 25.000 personas y rápidamente se está convirtiendo en uno de los proveedores de pruebas más grandes del estado. Los términos del contrato con ahorrarán al distrito escolar más de $150 millones en comparación con la siguiente oferta más baja presentado por cualquier otro proveedor. Sin los ahorros posibles por el trato innovador con SummerBio, el programa general costaría más del doble y podría no ser posible.

Continuaremos cuidadosamente construyendo el programa a 20.000 pruebas por día en pocas semanas y tendremos contratos para aumentar eso a 40,000 pruebas por día una vez que el tiempo esté claro cuando los estudiantes puedan regresar a las aulas.

¿Cómo se miden los resultados de un programa de pruebas?

Este esfuerzo para probar el virus en las escuelas y aislar rápidamente a aquellos que pueden haber estado en contacto es el primero de su tipo. El objetivo es proporcionar la información necesaria para crear el entorno más seguro posible en las escuelas para los estudiantes y todos los que trabajan allí. Creará la capacidad de mantener las escuelas abiertas porque cualquier ocurrencia puede ser rápidamente identificada y aislada para que no se extienda por toda una escuela.

Si bien este programa funcionará a una escala considerable, no debe confundirse con pruebas generalizadas y aleatorias. Esta prueba está muy enfocada en cada comunidad escolar y las personas que forman parte de ella. El programa es también uno de los primeros en combinar las últimas investigaciones e información sobre la prevalencia del virus en comunidades particulares para ayudar a perfeccionar y centrar aún más las pruebas COVID.

La coherencia de este enfoque se aclara ya que el distrito escolar ha sido capaz de ponerse en contacto con todos los que han dado positivo y asegurarse de que están aislados de los demás y están siguiendo los protocolos de salud adecuados.

Es la prueba y el rastreo juntos lo que ayudará a que este programa en las escuelas sea efectivo.

No es la primera vez que el distrito escolar hace algo diferente para responder a esta crisis. En marzo, nos pusimos en contacto con PBS y creamos una asociación para proporcionar espectáculos de aprendizaje centrados en el estudiante. Más de 200.000 personas están viendo estos espectáculos cada semana en Los Angeles y el contenido está siendo utilizado por los distritos escolares y afiliados de PBS en más de 30 estados.

Llegamos a un acuerdo con Verizon para precios profundamente descontados en el acceso a Internet para que nuestras escuelas pudieran proporcionarlo de forma gratuita a los estudiantes que de otra manera no lo tenían. Ese acuerdo ha sido utilizado por Verizon en todo California y otros 40 estados para proporcionar a millones de estudiantes en todo el país acceso a Internet.