Video: 67.000 fotos y una maqueta: Los próximos pasos para determinar qué pasó con el ARA San Juan

November 19, 2018 - por

Video: 67.000 fotos y una maqueta: Los próximos pasos para determinar qué pasó con el ARA San Juan

El hallazgo del submarino pone en marcha el esclarecimiento de la tragedia, pero la posibilidad de su reflote continúa incierta.

________________________________________________________________________________

Tras haber localizado al ARA San Juan, la empresa Ocean Infinity presentará un informe técnico detallado que facilitará tanto la determinación de las causas del hundimiento como las próximas decisiones políticas respecto al submarino y a los familiares de las víctimas.

En concreto, la jueza a cargo del caso, Marta Yáñez, indicó a Todo Noticias que a pedido suyo se tomaron 67.000 imágenes del descubrimiento, que servirán para reconstruir en tierra “una suerte de maqueta que permita dar paso a eventuales pericias”.

Modelo tridimensional

Se trata de fotografías en alta definición tomadas por cinco vehículos submarinos autónomos (AUV) y dos vehículos operados a distancia (ROV), con las que se construirá un modelo en tres dimensiones para visualizar las condiciones del ARA San Juan y su posición en el lecho marino.

Ante la imposibilidad de que los peritos se sumerjan hasta el sitio del siniestro, esta reconstrucción digital, así como el dosier explicativo de Ocean Infinity, proveerá con una perspectiva de 360 grados a los especialistas en tierra para fundamentar las respectivas decisiones administrativas o penales en el caso.

Hasta ahora, solo han sido distribuidas unas cuantas fotografías de la sección de la proa, la hélice y la vela del submarino hundido. Según La Nación, la compañía tardará hasta cinco días para analizar las imágenes previo a enviarlas al Gobierno argentino.

¿Reflotar el submarino?

A partir del análisis de esos datos, Yáñez podría avalar la decisión de reflotar el ARA San Juan, una posibilidad previamente desechada por el ministro de Defensa, Oscar Aguad, a causa de la complejidad técnica y la magnitud de los recursos que serían requeridos para recuperar el navío.

Por el momento, no obstante, la jueza prefiere “conservar la prueba en la forma en que está”. “Estamos hablando de una embarcación que con agua llega a pesar 2.500 toneladas, de manera que tampoco voy a arriesgar a perder las condiciones físicas ni vidas humanas”, aseveró la jurista.

Otros, sin embargo, no se encuentran convencidos con el panorama descrito, entre ellos Jaqueline Monzón, hermana de un tripulante del submarino siniestrado. “Yo fui una de los familiares que le preguntó [a Ocean Infinity] si tenía los medios [para recuperar el sumergible], y hasta cuántos metros de profundidad, y me dijo: ‘hasta 1.200 metros de profundidad’“, aseveró la afectada.