Dialogan sobre “Feminismo para Centennials” en la FIL de Guadalajara

December 7, 2019 - por

Dialogan sobre “Feminismo para Centennials” en la FIL de Guadalajara

Aspecto del performance del colectivo chileno Las Tesis que impugna al Estado y la justicia, que anoche fue realizado dentro del recinto donde se desarrolla la FIL de Guadalajara. Foto Arturo Campos Cedillo

____________________________________________________________

*Solicitan garantías de seguridad para performance de mujeres en la FIL

*Presentan recopilación de crónicas de Monsiváis en la FIL

*La FIL, abierta a expresiones feministas contra violencia de género.

*Norma Romero Vázquez, de Las Patronas, invitada a FIL Guadalajara

*Por seguridad, FIL Guadalajara cancela homenaje a Lydia Cacho

*Enrique Semo presenta libro sobre la Conquista en la FIL Guadalajara

__________________________________________________________________________

Guadalajara, Jal.

El feminismo despertó como una de las luchas más fuertes que se han vivido en el siglo 21, desde Argentina hasta México, pasando por España, Noruega y Chile.

Así lo señalaron en la Feria Internacional del Libro de Guadalajara las escritoras, originarias de esos países, que participaron en la mesa de debate “Feminismo para Centennials”, en la cual, la filóloga mexicana de origen español, Concepción Company, ganadora del Premio Nacional de Artes 2019, criticó el lenguaje llamado “incluyente” por “artificial y peligroso, que lo único que hace es opacar problemas de fondo como la discriminación”.

La investigadora, —quien recibirá el galardón el lunes de manos del presidente Andrés Manuel López Obrador—, explicó que además es elitista el uso de la equis o la arroba en palabras que pretender ser incluyentes “porque si no se sabe escribir, como muchas lenguas en el mundo que no tienen escritura, ¿no tienen derechos esas mujeres que han vivido en la oralidad a ser respetadas, ni los hombres, también que solo conocen la oralidad, a respetar?

“Hay lenguas sin género, como todas las originarias de América. Entonces, ¿una mujer otomí no tiene derecho ser respetada e incluida por no marcar género su lengua?

“No sólo es superficial el lenguaje incluyente sino sumamente peligroso porque como la lengua es de todos y es vistoso decir ‘soy políticamente correcto’, opaca problemas de fondo: la verdadera discriminación, las brechas salariales, el derecho al aborto.

“Es peligroso porque aplaca las conciencias de los machos y nosotras nos creemos que tenemos visibilidad. Estoy segura que el señor que le dio un batazo a su esposa Abril, a la que luego mató un sicario, en su trabajo decía ‘estimadas y estimados colaboradores y colaboradoras’, estoy segura que los jueces que reclasificaron su delito, unos machines también, hacen lo mismo.”

La lingüista también dijo que hay que pensar en el papel que las mujeres tiene en la educación de los hombres: “las madres tenemos una gran responsabilidad, hay que educar en la igualdad, porque entonces a ellos se les mete por la vena que sí son el macho alfa.

“Cuidado también con las políticas culturales que se están implementando, porque aquí en Guadalajara para ser incluyentes hay unos camiones rosas con un letrero vergonzoso: ‘la mujer es el mejor regalo de la creación’

“Perdón, pero que no me jodan. No somos paquetitos de regalo. Hay que tener respeto. Cuanto más nos pongan en pedestales más desiguales vamos a seguir siendo”.

La economista argentina Mercedes D’Alessandro, autora del libro Economía feminista: cómo construir una sociedad igualitaria, recordó que si bien en su país las mujeres perdieron la batalla por legalizar el aborto, “esa lucha sirvió para que despertara un movimiento que estaba adormilado, para reflexionar sobre nuestra vida sexual y reproductiva, pero sobretodo para que despertara todo el continente. Espero que juntas podamos avanzar por esto que necesitamos conquistar. Ya es hora”.

La poeta y traductora española Luna Miguel reconoció lo mucho que el feminismo europeo le debe al feminismo latinoamericano “porque nos han hecho repensar nuestra historia y nuestra lucha diaria, pues estábamos muy acomodadas desde nuestro privilegio blanco europeo y desde nuestra idea de que ya teníamos algunas leyes solucionadas, y que eso significaba que ya estaba todo hecho.

“De Latinoamérica hemos ido aprendiendo su manera de hablar del feminicidio, del aborto, de los derechos, de poner el cuerpo, literalmente, por ejemplo con el baile de protesta chileno que se ha hecho viral y que este viernes se realizará en la FIL.

“España está aprendiendo a poner el cuerpo gracias a lo que han hecho aquí, con mucho dolor y muchos menos privilegios que nosotras, con leyes más antiguas. Eso está llegando a Europa, a países donde se supone que lo tenían todo superado, y no”.

La historiadora y editora chilena María José Cumplido dijo que su país está viviendo una crisis importante porque el gobierno de Sebastián Piñera “está violando los derechos humanos a través de policías que están dejando ciegos a nuestros jóvenes compatriotas, o violado y torturado mujeres.

“La dictadura que vivimos fue muy violenta, cruda y conservadora, lo cual nos legó un país donde no existía el aborto bajo ninguna causal, donde las mujeres no tenían los mismos derechos ni las mismas libertades, y esa herencia hoy está siendo cuestionada por los jóvenes que ya le perdieron el miedo a ese pasado en el que si protestabas te mataban.

“Los jóvenes está exigiendo al gobierno de Chile un país más justo, más digno y solidario, tres palabras que son también la base del feminismo”.

En su turno, la ensayista noruega Hanne Orstavik también consideró que la responsabilidad de seguir propagando el patriarcado está en las mujeres.