En la creciente pandemia, Trump suspende financiamiento a OMS y es rechazado por gobernadores y legisladores por tratar de reabrir parcialmente estados

April 14, 2020 - por

En la creciente pandemia, Trump suspende financiamiento a OMS y es rechazado por gobernadores y legisladores por tratar de reabrir parcialmente estados

Donald Trump. Foto Ap

Nueva York.

En medio de una pandemia sin precedente, Donald Trump -presidente del país más contagiado del mundo -ordenó frenar el financiamiento estadunidense a la Organización Mundial de Salud (OMS) acusándola de “mal manejo” y de “encubrir” el brote y propagación del coronavirus con lo cual “desperdició mucho tiempo” y costó “miles de vidas” en lo que fue claramente otra maniobra más para intentar trasladar la responsabilidad del fracaso de su gobierno en responder a la peor crisis de salud y de la vida económica de este país en décadas.

Mientras tanto, un día después de que el mandatario estadunidense proclamó que “cuando alguien es el presidente de Estados Unidos, su autoridad es total” al referirse -aparentemente- a la reapertura de estados bajo cuarentenas parciales, gobernadores, legisladores, y expertos legales, incluyendo algunos republicanos, rechazaron la afirmación como anticonstitucional.

“El básicamente se declaró Rey Trump”, respondió hoy el gobernador de Nueva York Andrew Cuomo. “No tenemos un rey este país… tenemos una Constitución y elegimos a un presidente”, afirmó y advirtió que lo peor que podría ocurrir en medio de la pandemia es que Trump detone una crisis constitucional.

Varios gobernadores ignoraron al presidente al presentar sus propios planes regionales para una reapertura eventual, estableciendo sus propios criterios y procesos iniciales para contemplar los próximos pasos si las condiciones lo permiten.

Hoy Trump primero atacó a sus críticos sugiriendo incluso en un tuit que la respuesta de los gobernadores era algo como un “amotinamiento” solo para después retroceder por completo, pero a su manera, con un argumento tramposo. Trump anunció que se presentarán “planes para reabrir el país” en un futuro cercano, que hablará con todos los 50 gobernadores estatales, y “yo estaré autorizando a cada gobernador individual de cada estado individual para implementar una reapertura… en la manera que sea más apropiada” -o sea autorizará lo que los gobernadores tienen el poder de hacerlo por sí solos.

Poco después afirmo que tiene “relaciones amistosas” con los gobernadores y “nos llevamos bien”.

Trump, en su conferencia de prensa diaria sobre el coronavirus -la cual usa cada vez más como un sustituto para sus propósitos electorales llena de autoelogios-, inició con la noticia de su orden para suspender la aportación estadunidense a la OMS. Criticó que no sólo la entidad multilateral no ofreció alertas a tiempo ni difundió información vital al inicio de la epidemia, sino que se subordinó a los dictados de China. Con ello, la responsabilizó de “miles de muertes”. Aclaró que está congelando los fondos mientras su gobierno “evalúa” -durante 60 a 90 días- el desempeño de la OMS.

Trump ha acusado a casi todos -desde su antecesor Barack Obama, los gobernadores, los medios y más- por su propio fracaso en responder a esta crisis, y ahora le tocó su turno a la OMS.

El autoelogio no falto hoy, con el presidente insistiendo falsamente otra vez más en que hay suficientes equipos médicos, incluyendo “ventiladores” y pruebas diagnósticas. “Nadie puede ni creer lo que hemos logrado hacer”, subrayó.

Todo en un día donde la cifra de contagiados suman más de 600 mil a nivel nacional, y las muertes superan 26 mil. Entre los contagiados están más de 9 mil trabajadores de salud en el país. Nueva York sigue como el estado más afectado, con un 40 por ciento de los casos de Covid-19. El total de muertes en la ciudad de Nueva York se incrementó por unos 3 mil 700 casos cuando las autoridades incluyeron decesos que no fueron confirmados pero que se sospechan como saldo del Covid-19. Así, el total de muertes sólo en la ciudad más afectada del país hoy superó los 10 mil.

Como afirma Trump: todo va muy bien.