La lideresa del Sindicato de Maestros, Cecily Myart-Cruz, convoca al pueblo trabajador a unirse como nunca para sacar de la Casa Blanca a Trump, “peligroso e inmoral”

September 7, 2020 - por

La lideresa del Sindicato de Maestros, Cecily Myart-Cruz, convoca al pueblo trabajador a unirse como nunca para sacar de la Casa Blanca a Trump, “peligroso e inmoral”

La lideresa de UTLA, Cecily Myart-Cruz.

El movimiento obrero necesita unirse como nunca para sacar a Trump de la Casa Blanca, porque “es un presidente peligroso, inmoral y un fracaso”.

La excitativa la hace la presidenta del Sindicato de Maestros de Los Angeles (UTLA, siglas en inglés), Cecily Myart-Cruz. Aseguró que la agenda del mandatario es “derribar a las escuelas públicas”.

Indicó que Trump pone a niños migrantes en jaulas y otorga a corporaciones millones de dólares de impuestos, creados para enfrentar al coronavirus y su impacto en la población. Dijo que en tanto, miles de personas mueren al día por la pandemia, hay 30 millones de estadounidenses cesantes, inseguridad alimentaria y una creciente falta de vivienda a trabajadores que no pueden pagar rentas.

Pero al mismo tiempo, hay auge de nacionalismo blanco y es manifiesta la defensa abierta de Trump a determinadas razas.

“Estamos en una encrucijada de horror”, expresó la dirigente en un evento con el senador Bernie Sanders, quien ponderó al sindicato de docentes angelinos – de los más grandes del país- por su lucha en favor de la educación pública.

Dijo la dirigente que Trump no es respuesta para el pueblo trabajador y por eso su convocatoria a la unidad para tener una fuerte presencia el día de las elecciones de noviembre a fin de ganar.

Myart-Cruz aseguró que con sus 34 mil miembros, UTLA usa su poder para proteger la salud y la seguridad de los maestros y estudiantes y para exigir los apoyos que la comunidad requiere para sobrevivir a la pandemia, como la licencia por enfermedad pagada para todos, apoyo para vivienda y Medicare para todos.

Agregó que también el gremio magisterial lucha contra el racismo sistémico y respalda el movimiento Black Lives Matter.

“En este momento de ira nacional no podemos permanecer en silencio en el contexto de una pandemia que afecta desproporcionadamente a nuestras comunidades de color. En este omento, nuestras comunidades necesitan más, no menos”, precisó.

Aseguro también que no se reabrirán las escuelas de forma segura si las familias no tienen atención médica decente. Agregó que no puede haber comunidades escolares prósperas si las familias son expulsadas de sus casas porque no tienen para pagar la renta.

“No hay manera que Trump entregue lo que necesitamos”, puntualizó.

UTLA, VANGUARDISTA Y REVOLUCIONARIO: SANDERS

Bernie Sanders y dirigentes de UTLA, en la Conferencia de Liderazgo, celebrada en julio del año pasado.

UTLA mantiene buena relación con el senador Sanders. El 25 de julio del año pasado acudió a la Conferencia de Liderazgo, celebrada en un céntrico hotel de Los Angeles, donde expresó que sólo  con políticos e instituciones revolucionarias como el Sindicato de Maestros de Los Angeles se pueden lograr los cambios fundamentales en las prioridades de la nación.

“ No hay de otra si se quiere cancelar la era de los gobiernos derechistas que han prohijado sólo atraso, injusticia, racismo, segregación, abandono y afectación del pueblo estadounidense y de los migrantes”, afirmó Sanders.

Al sindicato magisterial lo etiquetó como revolucionario, vanguardista, y al que agradeció su lucha en favor del pueblo, como lo acreditó con su huelga triunfante de enero del año pasado.

“No me agradezcan, yo les agradezco a ustedes porque trabajan por los niños de la clase trabajadora”, expresó

UTLA le agradeció su apoyo a la huelga, por su lucha en favor del pueblo estadounidense, por la igualdad de derechos, de la paz y la ecología mundial. “El siempre está con nosotros”, dijo el tesorero sindical, Alex Orozco, quien le expresó la adhesión gremial.

Al plantear un escenario difícil para los maestros, para el pueblo, para el planeta a causa de los gobiernos republicanos y sus modelos neoliberales, Sanders estableció que se vive un momento definitivo en la historia de Estados Unidos y un primer paso es derrotar “al presidente más peligroso: Trump”.

“Nuestra tarea es derrotar a Trump, a su racismo, sexismo, homofobia. Vamos a derrotarlo todos juntos”, dijo ante la aclamación de los mas de 800 delegados.

Y recalcó:

“Todos juntos: afroamericanos, blancos, latinos, asiáticos, inmigrantes”.

Se comprometió, igualmente, a impulsar las reformas educativa y migratoria.

Dijo que los indocumentados viven en el miedo sin ser criminales y los niños migrantes están encarcelados. A las escuelas no acuden los alumnos en esa condición por temor a la deportación de ellos o de sus padres y parientes.